Scroll to top
Inscríbete
Compartir

SEDES

LERMA Y SANTO DOMINGO DE SILOS

ETAPA 1, Lerma.

ETAPAS 2, 3 y 4, Santo Domingo de Silos.

Ubicadas al sur de la provincia de Burgos y conformando parte del Triángulo del Arlanza, se encuentran ambas sedes de Colina Triste: Lerma y Santo Domingo de Silos. Desde los asentamientos turmódigos hasta el Cid y su destierro, pasando por la época del Conde Fernán González, fundador de Castilla, la comarca cuenta con un gran patrimonio cultural, histórico, artístico y arquitectónico, albergando auténticas joyas como el Monasterio Benedictino de Santo Domingo de Silos con su famoso claustro románico  o el Palacio Ducal de Lerma.

Una visita al  Monasterio de San Pedro de Arlanza  o a la villa de Covarrubias, donde nos trasladaremos varios siglos atrás paseando por sus calles medievales, harán de la estancia en la comarca una experiencia inolvidable.

Desde el punto de vista medioambiental, nos encontramos en el recientemente creado Parque Natural Sabinares del Arlanza – LaYecla, siendo uno de los bosques de sabina albarJuniperus thurifera–  más extenso y mejor conservado de toda Europa y de parte del mundo. El arroyo El Cauce, afluente del río Mataviejas, ha horadado a lo largo de los siglos en las Peñas de Cervera un majestuoso desfiladero, la Yecla, visita obligada a escasos kilómetros de Santo Domingo de Silos.
Los extraordinarios valores naturales y paisajísitos de la zona ofrecen una extensa variedad de actividades a los amantes de la naturaleza: senderismo, rutas en bicicleta, avistamiento de aves, astroturismo, visita a emplazamientos de actividades tradicionales como el carboneo, las bodegas subterráneas, o  lugares emblemáticos que han sido escenario de famosas películas.

Una comarca para visitar y disfrutar con calma, saborear un cordero lechal asado o una olla podrida -alubias rojas con acompañamiento de viandas del cerdo, incluida la famosa morcilla de Burgos-, maridados con un buen vino Denominación de Origen Arlanza, y dejarse perder después dando un paseo entre sabinas y enebros milenarios testigos de miles de años de historia castellana.